Saltar al contenido

BIOGRAFÍAS CORTAS ® Alejandro Magno : Conquistador macedonio

Conquistador macedonio


 


Alejandro Magno fue un príncipe de Macedonia. Nació el veinte de julio del año trescientos cincuenta y seis antes de Cristo y era hijo del rey Filipo de Macedonia y de su esposa Olimpia. Su padre, Filipo, era un poderoso soldado y un destacado político.


 


Le enseñó todo sobre la guerra y sobre cómo dirigir un país y organizar un imperio. Además, el pensador heleno Aristóteles fue su tutor particular y le enseñó las historias griegas del pasado y las leyendas antiguas.


 


De manera especial, Alejandro Magno estaba obsesionado con Aquiles, un héroe heleno, y estaba decidido a transformarse en uno. Su madre siempre y en toda circunstancia le dijo que su padre no era Filipo, sino el dios heleno Zeus, y desde muy joven lo creyó.



Durante tres años acudió a Aristóteles para aprender lengua, política y literatura, y a los dieciséis años volvió a casa. Su padre se había casado con otra mujer y había tenido otro hijo, lo que enfadó mucho a Alejandro Magno, que decidió enemistarse con su padre y se exilió.
Tiempo después, él y su padre se reconciliaron y pude volver a Macedonia, pero su padre fue finalmente asesinado.



Cuando tenía veinte años, fue coronado rey de Macedonia y decidió luchar contra los persas, que habían sido los enemigos de su imperio durante muchos siglos. Así, Alejandro comenzaría su viaje para expandir su imperio conquistando otros lugares; un viaje que duraría once años.



Al principio de su conquista, consiguió que mataran al rey persa llamado Darío, lo que le facilitó la conquista del territorio de los persas, que ahora no tenían rey. Su fama llegaría a Egipto, donde sería recibido como un dios y se le daría el título de faraón.



Alejandro Magno creó muchas rutas comerciales, hizo famosa la cultura griega a través de su imperio y creó nudos entre Oriente y Occidente.
Una noche, mientras celebraba una de sus conquistas en un banquete, cayó enfermo.


Durante unos once días tuvo fiebre alta, hasta que finalmente murió a la edad de treinta y dos años, en el 323 a.C.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)